Cruz Roja organiza un taller de empoderamiento y mejora de la empleabilidad de mujeres víctimas de violencia de género

Cruz Roja organiza un taller de empoderamiento y mejora de la empleabilidad de mujeres víctimas de violencia de género

La Oficina Provincial de Santa Cruz de Tenerife de Cruz Roja ha organizado un taller de empoderamiento y mejora de la empleabilidad para mujeres en situación de vulnerabilidad con necesidades de reforzar su trayectoria profesional, especialmente víctimas de violencia de género. Este acto se ha enmarcado en las acciones que Cruz Roja realiza como parte del Grupo Incorpora Canarias y que tienen como objetivo potenciar la inserción laboral de colectivos vulnerables en las islas.

Esta acción formativa busca reforzar y empoderar las aptitudes, habilidades y herramientas de estas mujeres para ayudarles en su búsqueda de empleo. Así se intenta mejorar sus competencias personales a través de valores como la autoestima, la confianza o la tolerancia a la frustración como vías de acceso a un empleo de calidad. Responsables de Cruz Roja de Tenerife lo explican así: “El taller ha tratado de que las mujeres, a través de una metodología vivencial, pudieran iniciar un trabajo de autoconocimiento con el que ser más conscientes de las herramientas personales (intelectuales, emocionales, corporales y sociales) con las que cuentan cada una de ellas y, así, empoderarse en su búsqueda de empleo y acceso al mercado laboral”.

De esta manera, se ha promovido el avance personal y profesional de las asistentes para que puedan normalizar su vida y se focalicen en su meta profesional, tanto si es un proyecto propio como si buscan la inserción laboral por cuenta ajena.

Asimismo, se les ha dado apoyo en materias como la conciliación familiar, la corresponsabilidad o la creación de redes de contactos o de gestión del tiempo; aspectos que, en muchas ocasiones, dificultan su acceso al mundo laboral.

Al taller han acudido 10 mujeres, tres de las cuales han conseguido un empleo durante el transcurso de la formación o inmediatamente después de la finalización de esta, y se espera que se produzcan más inserciones laborales en empresas colaboradoras del programa Incorpora en la zona.

No solo al lado de las mujeres

Cruz Roja de Santa Cruz de Tenerife, aunque se especializa en la atención a mujeres víctimas de violencia de género, también ofrece apoyo a cualquier persona en riesgo de exclusión social que pueda necesitar su asesoramiento. Así, algunos de sus usuarios y usuarias son personas mayores de 45 años o desempleadas de larga duración que están en búsqueda de una oportunidad laboral.

El objetivo de la entidad del Grupo Incorpora Canarias es doble, pues, además de facilitar la inserción laboral de colectivos vulnerables, busca ayudar a las empresas a potenciar sus políticas de responsabilidad social corporativa a través de un ejercicio de sensibilización en el que muestran a las organizaciones las ventajas de contratar a colectivos vulnerables.

Inserciones laborales pese a la crisis

Este año ha sido especialmente duro para las personas en riesgo de exclusión social, pues la crisis no ha hecho más que agravar la situación de vulnerabilidad de la que ya partían y dificultar la contratación por parte de las empresas. Así lo explica Teresa Mujica, responsable del programa Incorpora de Cruz Roja de Santa Cruz de Tenerife: “El impacto del COVID-19 está siendo demoledor para el tejido empresarial. Una de las consecuencias más devastadoras que ha traído ha sido la disminución de la actividad de muchas de las empresas durante este periodo de pandemia”.

Sin embargo, este estancamiento del mercado no ha mermado el objetivo del programa Incorpora, y entidades como Cruz Roja han seguido al lado de personas y empresas para mejorar la calidad de vida de los más vulnerables. Tanto es así que, en lo que llevamos del 2020, la entidad ha atendido a 72 personas en riesgo de exclusión social, 44 de las cuales han conseguido un empleo gracias a la colaboración de 11 empresas contratantes.

Compartir:

linkedin