Una docena de personas en riesgo de exclusión se forman en cocina de la mano de empresas locales

Una docena de personas en riesgo de exclusión se forman en cocina de la mano de empresas locales

Los doce alumnos del Curso de Elaboraciones Culinarias impulsado por el Punto de Formación Incorpora que gestiona la Fundación Cruz Blanca en Ceuta han recogido los diplomas que acreditan su formación en el acto de clausura del curso.

El evento, que se ha organizado en las instalaciones de la biblioteca pública Adolfo Suárez, ha reunido a los doce participantes del curso, así como a representantes de las empresas que han colaborado en la formación y representantes del programa Incorpora.

Creando oportunidades de empleo para colectivos vulnerables

El objetivo del curso de Elaboraciones Culinarias ha sido ofrecer oportunidades de empleo a los participantes dentro del sector de la hostelería impulsando su empleabilidad y potenciando sus competencias laborales.

Para alcanzar esta meta, el curso, diseñado por el programa Incorpora y la Fundación Cajasol, ha incluido aprendizaje teórico-práctico y entrenamiento en competencias transversales. Gracias a esta estructura de contenidos, los alumnos han podido conocer en profundidad, a lo largo de 255 horas de formación, algunos de los aspectos más relevantes relacionados con el mundo de la cocina.

Lo han hecho, en primer lugar, de manera teórica, aprendiendo los fundamentos de procesos como el aprovisionamiento, la preelaboración, la conservación, la elaboración y presentaciones culinarias sencillas. Al mismo tiempo, también han desarrollado algunas de las competencias transversales que más intervienen dentro del entorno laboral, como son el trabajo en equipo, la gestión del tiempo o la resolución de conflictos. Asimismo, han ahondado en la importancia de temas como la seguridad y la higiene en el trabajo, y han obtenido el certificado de manipulador de alimentos.

Todas estas nuevas competencias han sido posteriormente llevadas a la práctica en las instalaciones de las empresas colaboradoras: restaurantes Quino de Ceuta S.L., pastelería Jauja, restaurante bar El Nuevo Don José, Gabrielle Algo Más que Comida, fundación Gerón, casa familiar Nuestra Señora de los Ángeles y hotel Ceuta Puerta de África. En ellas, los alumnos han descubierto cómo es el día a día en un entorno de trabajo real y han desarrollado sus habilidades culinarias de la mano de los equipos de las empresas citadas.

La importancia de las empresas en la inserción laboral

Ahora, una vez terminado el curso y entregados los diplomas, es el momento de que los alumnos continúen con su búsqueda de empleo. Para ello, contarán con el apoyo y seguimiento de los profesionales del programa Incorpora, que, a través de los diferentes servicios de orientación laboral que ofrece, facilitan oportunidades de empleo a quienes más las necesitan.

Desarrollar esta labor en pro de la inserción laboral no sería posible sin las empresas que colaboran con el programa Incorpora a través de la formación y la contratación, entre otras vías.

En lo que llevamos de año, 8.414 compañías han sumado a su equipo personas en riesgo de exclusión con la intermediación de las diferentes entidades que forman el programa Incorpora, logrando con ello 20.501 inserciones laborales.

Compartir:

linkedin