Actualidad

Conoce las últimas noticias de Incorpora en tu territorio y la información más relevante de cada comunidad.

“El paso por Incorpora me ha ayudado a crecer como persona”

“El paso por Incorpora me ha ayudado a crecer como persona”

Rubén, participante de la primera promoción del proyecto InOut de Málaga, y Andrea Durán, técnica de Reincorpora de la Asociación Arrabal-AID que ha acompañado y apoyado a Rubén en su proceso de integración sociolaboral.

Rubén pertenece a la primera promoción del proyecto InOut de Reincorpora que se llevó a cabo en el centro penitenciario de Málaga. Tras su paso por el programa, de la mano de Andrea Durán, técnica de Reincorpora de la Asociación Arrabal-AID, logró un empleo en un restaurante de la Costa del Sol. Hoy, tras 13 meses trabajando, Rubén ha logrado recuperar su estabilidad personal y profesional. Esta es su historia.

“Incorpora me brindó la oportunidad de comerme el mundo”

En el 2014 la Asociación Arrabal-AID, en colaboración con el centro penitenciario de Málaga, ponía en marcha la primera edición del proyecto InOut, una iniciativa de Reincorpora que contribuye a la reinserción sociolaboral de personas privadas y exprivadas de libertad. Este ‘viaje educativo’ de 10 meses permitiría que Rubén se formara en el sector de la restauración y encontrara un trabajo: “La experiencia con el proyecto ha sido bastante completa al contar con formación vinculada a la hostelería, la coctelería y la restauración y, en mi caso, con prácticas como camarero en el Hotel Vincci Posada del Patio donde aprendí a desenvolverme de forma profesional”, explica Rubén.

Durante estos cuatro años, de la mano de Andrea y del resto de técnicos de la Asociación Arrabal-AID, Rubén ha realizado un itinerario personalizado de inserción sociolaboral y ha aprendido técnicas de búsqueda de empleo que le han permitido obtener un puesto de empleo fijo: “Desde hace más de un año trabajo como camarero en el Mesón Galego Antoxo de Torremolinos donde a los cuatro meses de conocerme me hicieron indefinido (…) Lo más importante de todo es la satisfacción que siento al constatar la confianza que han depositado en mí”, destaca.

El seguimiento continuado de los técnicos de Reincorpora

Como técnica de Reincorpora de la Asociación Arrabal-AID, Andrea atiende a personas privadas de libertad con quienes realiza un itinerario personalizado de inserción sociolaboral para conocer sus necesidades y expectativas: “A través de Reincorpora y de su proyecto InOut ofrecemos formación para el empleo, adaptada a las necesidades y exigencias del mercado, e incidimos en cuestiones más personales que son fundamentales para lograr la inserción de la persona. Se trata de acciones transversales en las que se abordan aspectos clave, desde el fomento de la autonomía personal al correcto manejo de las habilidades sociales, pasando por le resolución de conflictos”, explica Andrea.

Andrea también es la responsable de seleccionar a los participantes del proyecto InOut entre las personas reclusas que están interesadas en participar, y de impartir el curso de habilidades sociales que complementa la formación de hostelería en la que participó Rubén: “Mi relación con Rubén ha sido muy buena. Es un alumno muy educado, participativo, buen compañero, respetuoso y muy comprometido con el itinerario de inserción laboral (…). Sin duda, su compromiso, su actitud positiva para alcanzar los objetivos marcados, así como su empeño y tesón han sido las claves de su éxito”, subraya Andrea.

De su relación con la entidad Rubén resalta “la confianza y el apoyo” que ha recibido de Andrea y de los otros muchos profesionales de la Asociación Arrabal-AID quienes han entendido desde el principio la situación de Rubén y el agobio que sentía en ocasiones por querer recuperar el tiempo perdido: “Si algo destaco del trabajo con Andrea son las sesiones centradas en habilidades sociales y resolución de conflictos, unas dinámicas grupales donde recreábamos situaciones de la vida cotidiana que en ese momento nos eran totalmente ajenas y que ahora comprueba que son ciertas”, señala Rubén.

“El paso por Incorpora me ha ayudado a crecer como persona”

Sin duda, Andrea ha tenido mucho que ver en esa actitud tan positiva que mantiene Rubén frente a la vida, así como su paso por el proyecto InOut que le “ha ayudado a crecer como persona logrando una mayor estabilidad emocional”. Algo de lo que Andrea se siente muy satisfecha ya que refleja el éxito de la iniciativa y del trabajo bien hecho: “Sin duda, la parte más bonita de este trabajo es la satisfacción que sientes cuando personas privadas de libertad rehacen sus vidas, como hombres y mujeres sin casi conocimientos previos y tampoco experiencia laboral aprovechan la oportunidad que les brindamos desde Incorpora, se esfuerzan al máximo en la formación y no se detienen hasta obtener un empleo con el que cambiar de vida”, apunta.

Ahora, desde la experiencia y con un futuro ilusionante por delante, Rubén se atreve a decir que lo importante es dar el primer paso: “Al principio cuesta formarse y aprender a manejarse en un entorno laboral nuevo, pero si quieres, puedes. Con la actitud adecuada y con el apoyo de los profesionales de Incorpora, el éxito personal y laboral llegará de una forma u otra”, concluye.

Desde la puesta en marcha de InOut en el centro penitenciario de Málaga, de las 60 personas privadas de libertad que han terminado su formación en estos años, más del 90 % ha logrado un contrato de trabajo, muchos de ellos de carácter indefinido.

Compartir:

linkedin