El Punto de Formación Incorpora de Terrassa forma a 17 alumnos en el sector comercial

El Punto de Formación Incorpora de Terrassa forma a 17 alumnos en el sector comercial

Casi una veintena de alumnos se han formado en las tareas de técnico de comercio y atención al cliente en el curso de auxiliar de comercio polivalente impulsado por el Punto de Formación Incorpora (PFI) que gestiona la entidad Creu Roja Terrassa.

La importancia de las competencias transversales

A lo largo de varias semanas de formación, los 17 alumnos del curso de Auxiliar de comercio polivalente se han instruido en los diversos aspectos del mundo de la atención al cliente y el comercio.

Desde el comienzo, los participantes han mostrado su entusiasmo por participar en esta acción formativa que, sin duda, ha supuesto un punto de inflexión en lo que se refiere al fomento de su empleabilidad. “Me he sentido muy acogida por todos los profesionales. Creo que voy a aprender mucho”, comentaba en las primeras sesiones una de las alumnas.

El curso, que se ha gestionado desde la entidad del Grupo Incorpora Barcelona Creu Roja Terrassa, ha sumado un total de 280 horas formativas divididas en tres bloques de aprendizaje: 100 dedicadas al desarrollo de competencias transversales, 100 al aprendizaje teórico y 80 al aprendizaje práctico.

En el primero de ellos, la formación en competencias transversales, los alumnos han trabajado diferentes aptitudes, esenciales no solo dentro del sector del comercio sino también en otros ámbitos laborales y personales. Estas han sido: la comunicación asertiva, la gestión de las relaciones interpersonales, el trabajo en equipo, la adaptabilidad, la gestión del tiempo, la responsabilidad, la gestión emocional y la resolución de conflictos. También han tenido un papel determinante aquellas competencias que tienen que ver con el autoconocimiento, como la autoestima, la imagen personal y la autoconfianza.

Acercándose al entorno laboral con profesionales del sector

Durante la formación teórica, los alumnos han adquirido conocimientos específicos del puesto de auxiliar de comercio en diferentes industrias, como la panadería o la verdulería, además de otros en materia de manipulación de alimentos y prevención de riesgos laborales.

Por último, para poner en práctica todo lo aprendido en los módulos técnicos, los participantes en el curso han tenido la oportunidad de conocer un entorno de trabajo real, de la mano de profesionales en activo gracias a la colaboración de varias empresas del sector: Carrefour, Caprabo, Maximer y Carrefour Market.

Y es que la formación en empresas es una de las claves del éxito del programa Incorpora, pues aportan a los usuarios una visión real de lo que han aprendido de manera teórica y es una experiencia que los prepara para iniciarse en el mundo laboral.

Formación adaptada a las ofertas de empleo

Al igual que el resto de las formaciones impulsadas desde los PFI, este curso se ha elaborado teniendo en cuenta la situación actual del empleo en el territorio.

Con estas formaciones se consigue alcanzar un doble objetivo: por un lado, promover la inserción laboral de personas en riesgo de exclusión, ofreciéndoles las herramientas y conocimientos necesarios para comenzar una nueva etapa laboral, y, por otro, satisfacer la demanda de talento de las empresas locales atendiendo a las ofertas de empleo que proponen.

De esta forma se crean relaciones laborales estables con las que tanto usuarios como empresas se benefician mutuamente, consiguiendo a la vez favorecer el entorno profesional de cada territorio.

Compartir:

linkedin