“He logrado llevar a cabo mi idea de negocio y ser independiente”

“He logrado llevar a cabo mi idea de negocio y ser independiente”

Beatriz González, usuaria de Autoempleo Incorpora, trabajando en su taller de costura BG Atelier.

Si hay algo que Beatriz González siempre ha tenido claro es que el mundo de la moda es su verdadera pasión. Toda su vida ha sentido un gran interés por esta industria y, a pesar de que se formó en otro sector, algo le decía que ese no era su camino.

Finalmente, decidió cambiar el rumbo de su vida y hacer realidad su mayor ilusión: tener su propio taller de costura. Un sueño que ha logrado de la mano de los técnicos de Autoempleo Incorpora.

Crear una empresa y hacer realidad una idea de negocio

La de Beatriz es una de esas historias que demuestran que el que la sigue, la consigue.

Desde muy pequeña, el mundo de la moda había sido su pasión y siempre tuvo claro que, de una forma u otra, acabaría dedicándose a algo relacionado con él. “Ya de pequeña hacía mis pinitos con la máquina de coser de mi madre”, recuerda la joven.

Ya de adulta, comenzó unos estudios que, aunque guardaban cierta relación con el sector de la moda, Beatriz sentía que no eran lo que realmente le llenaban. Hasta que un día, tras mucho reflexionarlo, decidió que había llegado el momento de apostar por ella misma y por su sueño: montar su propio taller de costura.

Aunque tenía clara su idea de negocio, no sabía qué pasos tenía que seguir para lograr hacerla realidad, por lo que comenzó a buscar ayuda externa. En ese momento, un familiar le habló de Autoempleo Incorpora, el programa que ayuda a los emprendedores a crear su propio negocio.

Dicho y hecho. Beatriz acudió al Punto de Autoempleo Incorpora gestionado por la Fundación Adsis, entidad del Grupo Incorpora Canarias. A partir de ese momento, ella y la técnica de autoempleo Ana María Pérez comenzaron a darle forma a su proyecto e iniciar los primeros trámites para su puesta en marcha. Su empresa, BG Atelier, un taller de costura e innovación, empezaba a ser una realidad.

“La valoración que hago del programa Incorpora es fabulosa”

Iniciar un negocio es un proceso que implica decenas de trámites, consultas y procesos. Por ello, el contar con el apoyo de profesionales en materia de gestión y creación de una empresa, resulta imprescindible para muchos emprendedores.

De hecho, el acompañamiento de la técnica de autoempleo es uno de los elementos que mayor valor tiene para Beatriz tras su paso por el programa. “Del programa Incorpora he recibido información sobre todo el proceso de negocio, los trámites a seguir, qué supone ser autónomo. Pero también asesoramiento y acompañamiento personalizado, algo que se valora cuando uno está sólo ante la idea de negocio”, cuenta la joven.

Además, la emprendedora destaca que su relación con Ana María, la técnica que la ha acompañado en todo el proceso de emprendimiento, le ha permitido ganar confianza en sí misma como empresaria. “Me aportó seguridad, porque tenía ideas, pero no sabía cómo llevarlas a cabo. […] Se agradece el acompañamiento, el saber que hay alguien detrás e ir de la mano en todo este proceso”, reconoce Beatriz.

Autoempleo Incorpora, del lado de los emprendedores

A día de hoy, esta joven empresaria puede decir que no solo ha logrado la inserción laboral, sino que se dedica al trabajo que siempre había deseado. “He conseguido llevar a la realidad mis ideas, tener mi propia empresa y ser independiente”, confiesa, ilusionada, Beatriz.

La suya es solo una de los cientos de empresas que cada año abren sus puertas de la mano del programa Autoempleo Incorpora, logrando con ello hacer despegar las ideas de negocio de otros tantos emprendedores.

Para alcanzar esta meta, los técnicos de Autoempleo Incorpora ofrecen a los futuros empresarios formación en materia de gestión y creación de empresas, asesoramiento en la planificación de todas las fases de desarrollo del proyecto y acompañamiento, y seguimiento personalizado. Todos estos servicios facilitaron que, en el 2018, Autoempleo Incorpora fomentara la creación de 1.323 negocios en todo el territorio español, impulsando la inserción laboral de 1.375 personas en riesgo de exclusión. De estas microempresas, 54 se abrieron en las Islas Canarias.

Compartir:

linkedin