Amparo, un ejemplo de optimismo en primera línea de la crisis sanitaria

Amparo, un ejemplo de optimismo en primera línea de la crisis sanitaria

Amparo en la residencia donde trabaja como personal sociosanitario

Conocemos el caso de Amparo, que estaba en plena búsqueda activa de empleo cuando irrumpió la crisis del coronavirus y que, gracias a la formación de Atención Sociosanitaria que realizó en uno de los Puntos Formativos Incorpora, ha conseguido una oportunidad laboral. Hoy, conocemos su motivadora historia y cómo con mucha disciplina y perseverancia está ayudando a personas mayores, el colectivo más vulnerable a los efectos del COVID-19.

En las adversidades también se encuentran oportunidades.  Es lo que sucede en una situación tan convulsa y extraña como la que estamos viviendo, en la que, sin embargo, hay personas valientes y luchadoras que encuentran una oportunidad laboral haciendo aquello que otras muchas no se atreven a hacer. Este es, precisamente, el caso de los cuidadores de las personas más vulnerables frente al COVID-19, es decir, personas mayores o con diversidad funcional.

Un buen ejemplo de ello es la historia de Amparo, que llegó a España buscando una oportunidad para ella y su hijo tras abandonar su país de origen, de donde huía de conflictos, violencia, y desorden social y económico.  Una mujer fuerte, dedicada en cuerpo y alma a los colectivos más vulnerables, que llegó a Barcelona con la misma premisa en mente: una oportunidad que le sirviera para empezar de cero, pero que a la vez le permitiera ayudar a aquellos que más lo necesitan.

Oportunidades laborales que ayudan a otros

Para lograr su meta, Amparo decidió estudiar Atención Sociosanitaria a Personas Dependientes: “Gracias a la Fundación Ared, entidad que gestionaba el Punto Formativo Incorpora donde se desarrolló el curso, pude aprender el verdadero valor de esta hermosa profesión: gerocultora”, explica la trabajadora.

Amparo se formó, estableció una red de contactos y enseguida empezó a buscar su primer empleo en este sector. Finalmente, y a raíz de la demanda de personal sociosanitario durante estas semanas, la usuaria del programa Incorpora consiguió una oportunidad laboral: “No lo dudó, puso más empeño que nunca…”, explican desde la entidad del Grupo Incorpora Barcelona.

“Actualmente, está en primera línea atendiendo a personas mayores en una residencia, y feliz… feliz de la oportunidad laboral que le ha surgido y de poder ayudar a los más vulnerables en un momento tan complejo”, valoran desde Ared. Los profesionales Incorpora siguen de cerca la inserción de Amparo y destacan, por encima de todo, la proactividad y actitud de la trabajadora sociosanitaria: “Incluso le resta importancia a jornadas maratonianas, a la falta de material o a las dificultades para hacer frente a una situación que nos ha desbordado a todos”, concretan.

Amor, responsabilidad y disciplina para cuidar y cuidarse ante el COVID-19

Amparo está muy satisfecha con su nuevo empleo y destaca las medidas que están tomando en la residencia donde trabaja ante la crisis sanitaria: “Estamos aplicando todos los protocolos de higiene y cuarentena para nuestros usuarios, lo cual me enorgullece mucho”, comenta sonriente.

La trabajadora explica que, pese a que el COVID-19 no ha afectado a ninguno de sus usuarios, han extremado las precauciones: “Esperamos que no haya ningún afectado, y eso seguirá así si continuamos trabajando tan concienzudamente como lo hemos hecho hasta ahora”, a lo que añade: “Con amor, responsabilidad y disciplina se puede lograr todo, ¡también ganarle la batalla al COVID-19!”

“Amparo, como otros tantos profesionales, está llevando a cabo, desde la vocación y la generosidad, unas funciones de atención a las personas dependientes imprescindibles y que, además, están poco reconocidas”, reflexionan desde Ared. En cierto aspecto, los trabajadores del sector sociosanitario comparten filosofía con el programa Incorpora por su labor altruista con los más vulnerables. Así lo resumen desde la entidad: “Son trabajadores y trabajadoras que se han formado con ilusión y esfuerzo para desempeñar un trabajo que ayuda y reconforta a las personas que más lo necesitan…todo el año, y ahora más que nunca”.

Compartir:

linkedin