Actitud Incorpora en época de confinamiento

Actitud Incorpora en época de confinamiento

No hay persona que se escape, estos días, del confinamiento por el coronavirus y de sus efectos a todos los niveles, también el personal y el laboral.

El confinamiento y las restricciones nos afectan individualmente en nuestra vida personal, familiar y laboral, y colectivamente a nivel de organizaciones, administraciones, empresas y entidades sociales. Solo hay que ver los informativos, u observar nuestro entorno más inmediato, para hacernos una idea del impacto del coronavirus, más allá de las desafortunadas infecciones y defunciones provocadas por la COVID-19. Recordemos que hay escuelas cerradas, comercios con la persiana bajada o empresas cerradas y con expedientes de regulación temporal de la ocupación. 

El programa Incorpora de ”la Caixa”, inevitablemente, también se ha visto afectado por esta situación en todas sus dimensiones y, a pesar de que no hemos cesado en nuestro trabajo, el ritmo de las actividades habituales del programa se ha ralentizado y no son pocas las afectaciones que estamos teniendo por las medidas preventivas y de confinamiento. Hablo de afectaciones con relación a la actividad, a las personas que atendemos, a las empresas con quienes colaboramos y a los técnicos y las técnicas de inserción laboral que trabajan en el marco del programa Incorpora.

Nuevas oportunidades y formas de trabajar

Ahora mismo, se han cancelado todas las formaciones que se estaban haciendo o estaban previstas, también las prácticas no laborales, se ha suspendido la actividad de prospección empresarial, la atención presencial a las personas atendidas y las reuniones internas a nivel técnico y con otros servicios; la gestión de ofertas, naturalmente, también ha caído en picado, y lo que sorprende ahora es precisamente que haya nuevas ofertas laborales, que las hay: ayudantes de cocina o personal para supermercados, empresas y servicios que se mantienen abiertos... Aun así, las inserciones laborales también se han detenido.

Estos días, los técnicos y las técnicas de inserción del programa, siguiendo las indicaciones preventivas generales y de sus entidades, trabajamos desde casa siguiendo el apoyo, a distancia, a las personas que atendemos. Por otro lado, también estamos en contacto con las empresas, haciendo el seguimiento y apoyando a las incidencias que naturalmente tienen, y que afectan a personas que se habían insertado o que estaban realizando prácticas no laborales.

Además, y teniendo en cuenta este escenario excepcional de confinamiento, desde el programa Incorpora promovemos estos días, en la medida de las posibilidades de cada uno, la formación a distancia tanto para las personas atendidas como para los y las profesionales de la inserción laboral.

En cuanto a las personas atendidas, si bien la formación presencial se ha suspendido, disponemos de recursos en línea a los cuales pueden acceder para seguir trabajando y potenciando sus competencias; en cuanto a los y las profesionales de la inserción laboral, el programa Incorpora dispone de una interesante oferta de cursos en línea, sobre todo, en relación con el ámbito de la inserción laboral, abiertos a todo el mundo y gratuitos que estos días también pueden contribuir a potenciar el crecimiento profesional de los técnicos y las técnicas de inserción laboral.

Competencias transversales para hacer frente al confinamiento

En el programa Incorpora damos mucha importancia, durante nuestro acompañamiento a las personas en su proceso de inserción laboral, a las competencias transversales, que se trabajan en diferentes niveles y de forma más intensa en las formaciones propias del programa. Estas son las competencias que nos permiten ser mejores trabajadores y trabajadoras, además de buenos y buenas profesionales, y son las que tienen que ver, entre otros aspectos, con el autoconocimiento, el autocontrol, la gestión de los cambios, la flexibilidad, la comunicación asertiva, el trabajo en equipo, la gestión del tiempo o la gestión emocional.

En el programa Incorpora trabajamos todas estas competencias orientándolas al mundo laboral, pero estos días, estas y otras muchas competencias se ponen especialmente en juego también en el ámbito personal y familiar, por lo cual es importante valorarlas y seguir aprendiendo, puesto que, sin duda, nos pueden ayudar a afrontar mejor esta situación de confinamiento.

Esta pandemia global llamada coronavirus nos ha alterado la vida y nos ha puesto de frente a una situación nunca vista, ni vivida: ¡el confinamiento casi total de la población! En estas circunstancias, todos nos vemos obligados a afrontar esta nueva realidad, temporal e incierta, también nosotros, los y las profesionales de la inserción laboral, que continuaremos haciendo nuestro trabajo adaptándonos a cada situación como siempre hemos hecho.

Roger Casero, 

Coordinador del Grupo Incorpora Girona

Compartir:

linkedin